Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Una pena de doce años y medio de prisión

  Orangutanes: Algo más inteligentes que muchos humanos                               Sí. Esto es lo que se pide de condena para una individua que asesina a su pareja clavándole un cuchillo en el corazón. “El fallecido registró con la grabadora de su propio móvil sus últimos veinte minutos de vida, los que tardó en agonizar pidiendo socorro, prueba clave para determinar la autoría del asesinato”. (Se publica en un periódico) «No sabes lo hija de puta que soy. Te voy a matar», se oye perfectamente en la grabación. El audio del móvil no deja lugar a dudas y delata a esta tipa matando a su novio. 12 años de prisión de le piden. ¡Doce años!, quizás a alguien le parezca un justo castigo por quitar una vida de alguien que lo único que pide a gritos, preso del pánico -se escucha perfectamente en la grabación- es que su pareja acepte que no la quiere y que lo deje marchar. Lo cual, indudablemente, es motivo sobrado y justificado para partirle el corazón –literal- a quien po

Entradas más recientes

Imagen

Ni una, ni grande, ni libre

Imagen

La teoría de la evolución

Imagen

La torre de Babel

Imagen

¡Cuánto quiero a mis hijos!